Comic Code Authority

El ”’Comics Code Authority”’ (Autoridad del Código de Cómics, o CCA por sus sigla en inglés) es parte de la Asociación de Revistas de Cómics de los Estados Unidos (en inglés, Comics Magazine Association of America, o CMAA), y fue creado para regular el contenido de cómic books estadounidenses. Las editoriales miembro mandaban sus comics a la CCA, quienes los revisaban para comprobar que se ajustaban al Comics Code y autorizaban el uso de su sello en la portada si lo cumplían. En la cumbre de su influencia constituyó un censor de facto para la industria del cómic estadounidense.

Comic Code Authority - image comics_code on http://www.comiccovers.blog

La CCA fue creada en 1954 como parte de la CMAA en respuesta a la opinión pública que consideraba que existía material inapropiado en bastantes comics books. Esto incluía descripciones gráficas de violencia y gore en cómics sobre crimen y de horror, así como insinuaciones sexuales a las que los aficionados se referían como “good girl art” (Arte de chicas buenas, siendo el equivalente español más cercano, aunque no exacto, el pin-up).
El libro de Fredric Wertham Seduction of the Innocent (La seducción de los inocentes) se opuso a este tipo de material en los cómics, argumentando que era dañino para los niños que constituían una gran parte de los lectores.

Comic Code Authority - image comics-code-authority-595x340 on http://www.comiccovers.blog

El Subcomité del Senado para la Delincuencia Juvenil lo escuchó en 1954, centrándose especialmente en los cómics books, preocupando a muchas editoriales por la posibilidad de que se crease una regulación gubernamental, y prefiriendo crear una institución autoreguladora.
El código de la CCA (el llamado usualmente Comics Code) se basó en el extenso código acordado por la ACMP (sigla en inglés de la Asociación de Editoriales de Revistas de Cómics) en 1948, quienes a su vez se basaron en el Código de Producción de Hollywood de 1930. La CCA, de todos modos, fue más restrictiva que su predecesora.
Al igual que el código previo, la CCA prohibía presentar a “los policías, jueces, oficiales gubernamentales y otras instituciones de autoridad (…) de cualquier modo que cree falta de respeto hacia la autoridad establecida”.

Comic Code Authority - image dsc_0339-595x893 on http://www.comiccovers.blog

No obstante añadía a los requisitos que “en toda circunstancia que el bien pueda triunfar sobre el mal” y desalentando “la muerte de oficiales de la justicia como resultado de actividades criminales”. Se establecieron restricciones específicas para la representación del secuestro y de las armas ocultas.

Imágenes de “excesiva violencia” estaban prohibidas, así como “las ilustraciones espeluznantes, desagradables y horribles”. Los Vampiros, Hombres Lobos, ghouls y zombies no podían ser dibujados. Además, los cómics no podrían utilizar las palabras “Horror” o “Terror” en sus títulos y el uso de la palabra “Crimen” tenía muchas restricciones.

Comic Code Authority - image Comics-Code-Brochure-04-72dpi-595x397 on http://www.comiccovers.blog

En 1971, el editor en jefe de Marvel Comics, Stan Lee, a propuesta del Departamento de Salud de los Estados Unidos, escribió un cómic de Spiderman en tres partes sobre el abuso de drogas, presentándolas como peligrosas y perjudiciales.

La CCA, representada por el editor de Archie, John L. Goldwater rechazó aprobar dicha historia debido a la presencia de las drogas, considerando el contexto como irrelevante (el administrador del Comics Code, Leonard Darvin, “estuvo enfermo” en ese momento, permitiendo la decisión de Goldwater). Confiando en el hecho que era a petición del Gobierno, y con el apoyo de la empresa, Lee publicó la historia en The Amazing Spider-Man, números 96 al 98 (mayo a julio de 1971) sin el sello de la CCA, obteniendo una buena acogida y quedando los argumentos de la CCA como contraproducentes.
Según Stan Lee en una entrevista en 1998, “este es el único gran problema que tuvimos” con el Comics Code.

“Yo intente comprenderlos; Eran como los abogados, gente que interpretaba el asunto literal y técnicamente. Como el Código mencionaba que no podíamos mencionar las drogas, ellos, de acuerdo con sus normas, tenían razón. Así que no me enfurecí con ellos. Dije “Que lo jodan (al Código)” y el sello de la CCA solo estuvo fuera esos tres números. Luego volvimos al Código otra vez. Yo nunca pensaba sobre el Código cuando estaba escribiendo una historia, básicamente porque yo nunca quise hacer cosas que mi juicio fueran demasiado violentas o sexys. Yo era consciente que los jóvenes leían esos libros, y para ellos no existe el Código, no pienso que fuera a escribir las historias de un modo diferente”

Comic Code Authority - image vintage-comics-code-brochure-01-72dpi-595x771 on http://www.comiccovers.blog

La nueva generación de editoriales surgidas en los años 1980 y 1990 distribuyen únicamente a tiendas especializadas y no desean la pertenencia a la CCA o su aprobación mientras que DC, Marvel y otros promotores de la CCA empiezan a publicar cómics para lectores adultos sin el sello de la CCA. Por ejemplo, en los años 1990, Milestone Media, que publicaba a través de DC, envió sus publicaciones a la CCA, publicándolos todos y solo poniendo el sello del Comics Code en los números que la CCA aprobó. En 2001, Marvel abandonó la CCA para adoptar su propio sistema de valoración. En 2007 las únicas grandes editoriales que continuaban enviando sus cómics a la aprobación de la CCA; DC solo somete a dicha aprobación las series de superhéroes pertenecientes al Universo DC, aunque a veces ha publicado títulos sin dicha aprobación.

Comic Code Authority - image vintage-Code-sticker on http://www.comiccovers.blog

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *